(0294) 4435324 - 4429052 - 4459233     154235208 - 154249659

 

Sinonimia: Tg.

Significado clínico:

La tiroglobulina es una proteína de alto P.M. (660.000 D) sintetizada y secretada específicamente por el tejido folicular tiroideo. Cuantitativamente representa la proteína más importante de esta glándula. Se utiliza como matriz para la síntesis de hormonas tiroideas y provee un almacenamiento de hormonas tiroideas en el coloide folicular. Se detecta pequeña cantidad de tiroglobulina en circulación, aún en condiciones fisiológicas.

Hay cuatro grupos tirosilo para la hormonogénesis en la molécula de tiroglobulina.

EL factor estimulante de tiroglobulina más importante es la TSH, que promueve la transcripción del gen de la tiroglobulina. La hipofisectomía o el tratamiento con T3, disminuye su transcripción.

Se emplea como marcador del carcinoma diferenciado de tiroides cuya incidencia es de 20-50 casos/millón/año. Ocurre en dos formas histológicas:

*Carcinoma folicular: principalmente en regiones deficientes de yodo y con metástasis hematógena.

*Carcinoma papilar: más común en regiones con adecuado suplemento de yodo y con metástasis predominantemente linfogénica. El pronóstico es muy bueno en pacientes menores de 50 años de edad y con terapia adecuada.

Si la glándula tiroides está aún presente, la determinación de tiroglobulina no es válida para diagnóstico del tumor

Debido a que la TSH estimula la liberación de Tg desde los tirocitos, la sensibilidad clínica de la determinación de Tg durante el monitoreo del carcinoma diferenciado de tiroides se ve realzada por la estimulación endógena de TSH luego de discontinuar la terapia con tiroxina. Su máxima respuesta no es alcanzada hasta las 24 a 48 horas. Debe ser suspendida la terapia de reemplazo con hormonas tiroideas antes de tomar la muestra para el dosaje de tiroglobulina (aproximadamente 6 semanas antes).

Los anticuerpos endógenos contra la tiroglobulina interfieren en la determinación de tiroglobulina, dando lugar a valores falsamente disminuidos (IRMA) o falsamente elevados (RIA).

Utilidad clínica:

  • Monitoreo y recidivas: es útil en el control del tratamiento del carcinoma diferenciado de tiroides (carcinoma folicular o papilar) para detectar recidivas o metástasis y en aquellos pacientes con metástasis comprobada. Se puede determinar luego de la estimulación con TSH recombinante humano.
  • Monitoreo: es útil como marcador tumoral en el seguimiento de la tiroidectomía total.
  • Evaluación del carcinoma papilar y folicular de tiroides y de la tiroiditis destructiva.
  • Diagnóstico: es útil en el diagnóstico diferencial del hipotiroidismo congénito. Si la concentración de tiroglobulina es baja o indetectable, sugiere la ausencia o inadecuada función de la tiroides; sin embargo es necesaria la confirmación con centellografía.
  • Evaluar casos de tirotoxicosis facticia donde se encuentra disminuida y aumenta en hipertitoidismo.
  • Evaluar junto con la centellografía con I131 casos de malignidad recurrente o persistente.
  • Limitaciones: Carencia de sensibilidad y especificidad combinada con la incapacidad para medir tiroglobulina cuando existen autoanticuerpos.

Variables preanalíticas:

  • Aumentado: Los niveles de tiroglobulina son altos en los neonatos y luego disminuyen significativamente.

Variable por enfermedad:

  • Aumentado: Enfermedad de Graves, bocio tóxico multinodular, tiroiditis subaguda, tiroiditis crónica, bocios grandes, bocio endémico, adenoma benigno.
  • Disminuido: Tirotixicosis ficticia (uso de hormonas tiroideas). La ausencia de tiroglobulina en el suero de un neonato sugiere atireosis congénita.

Bibliografía:

1- LotharT. Clinical Laboratory Diagnostics: Use and assessment of clinical laboratory results, English edition, 1998.

2- Jacobs D.S., Demott W.R. Grady H. et al., Laboratory Test Handbook, Edit by Lexi-Comp Inc., Cleveland, United States of America, 4th edition, 1996.

3- Young D. Effects of Preanalytical Variables on Clinical Laboratory Test . AACC, second edition, 1997.

4- Young D. and Friedman R. Effects of Disease on Clinical Laboratory Test, edited by AACC, third edition, 1997.